Remodelación: los espacios en tiempos de pandemia

Después de un año de confinamiento las familias comienzan a hacerse de hábitos que nunca imaginaron, la adaptación a ciertos cambios trae consigo el deseo de cambiar de ambientes ya sea a través de un cambio de casa donde la distribución sea más flexible, de espacios abiertos y adecuada para las clases de los niños o el trabajo a distancia o por medio de la remodelación para acondicionarlo a las nuevas necesidades.

Un sondeo realizado en México sobre los efectos provocados por la pandemia indicó que el 30% de los encuestados renovó su hogar, entre estos 14% arregló detalles pendientes y un 7% tuvo que ampliar o agregar espacios.

Antes de renovar se debe realizar una evaluación adecuada para evitar preocupaciones sobre todo a nivel económico. Anticipar lo que deseamos para nuestra casa y saber cuánto nos va a costar implica no solo comparar precios de materiales o mano de obra sino considerar un margen para esos imprevistos que son muy comunes.

El crédito para la remodelación

Si nuestros ahorros no se ajustan a los gastos de remodelación tenemos también la posibilidad de recurrir a un financiamiento, en la actualidad los créditos hipotecarios son mucho más atractivos que los destinados a la remodelación así que si la que tiene en mente es una renovación mayor quizá convenga hacer distintas proyecciones para saber si conviene un cambio de casa.

De cualquier forma, tanto la banca privada como el financiamiento público han facilitado el proceso para adquirir créditos para remodelar, el INFONAVIT aumentó el crédito para remodelación desde el verano pasado que de 60 mil pesos pasó a 125 mil o, si no se hipoteca la casa, el equivalente a 180 UMA (Unidad de Medida y Actualización mensual que en la actualidad es de $490,400.00, un financiamiento directo y sin intermediarios, pero con intereses similares a los de la banca privada.  

La remodelación por nuestra cuenta 

Reformar nuestro hogar para adaptarlo a las nuevas necesidades es una buena alternativa si no se está en condiciones de cambiar de vivienda o de solicitar un crédito para realizar una renovación mayor podemos considerar algunos cambios para adaptarlos a nuestras posibilidades.

Si bien siempre ha sido subestimado el recibidor ahora se ha convertido en un espacio vital ya que actúa como un escudo entre nuestro hogar y la calle, incluir una repisa en la que tener a mano elementos imprescindibles de hoy como las mascarillas, los guantes o los geles desinfectantes, así como una pequeña papelera en la que puedas deshacerte del material utilizado y una zapatera en ese rinconcito donde antes había algún elemento que en estos momentos no tienen tanta importancia.

En la cocina es necesario hacernos de un espacio para poder limpiar las compras fácilmente con un paño de lejía, lo ideal sería una zona despejada con una superficie de plástico a la altura de la cintura para depositar las bolsas sin esfuerzo sin tener que agacharnos cada vez que queramos desinfectar algo.

El cambio de llaves y lavamanos con sensores automáticos o electrónicos en los baños pueden ser una buena opción ahora que en el mercado hay mucha oferta de estos se pueden conseguir modelos a precios razonables.

Un cambio posible para todos

Cualquier cambio que facilite la limpieza y el orden ahora es más necesario que nunca los muebles con tela desenfundable pueden facilitar su lavado, un tratamiento antimanchas en cortinas y alfombras y generar el mínimo de residuos posibles mientras estudian los niños o trabajamos es importante.

Las papeleras a mano son imprescindibles, así como hacernos del hábito de desinfectar con frecuencia el teclado y el ratón de las computadoras y los controles de la televisión. 

Descubrir en este último año cómo algunos de los rincones de la casa han cambiado de forma radical, la necesidad de adaptarse o cambiar de espacios es un fenómeno que comienza a repercutir en la forma en que vivimos y seguramente veremos sus consecuencias en el mediano o largo plazo.

Esperemos que sean para bien.

Descubre todo lo que Alfa tiene para ofrecerte, comunícate a través del Whatsapp 998 300 7657, llama al 998 802 0200 o también nos puedes escribir al correo contacto@alfamexico.com

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn